24 de febrero de 2011

Innovando para atrás en gestión financiera

EL APORTE
Innovando para atrás en gestión financiera

Por: Martín Reaño Economista
Lunes 21 de Febrero del 2011
El crecimiento de los negocios y los cambios en los mercados han tomado tal velocidad que las mejoras progresivas y estructuradas dejaron de ser suficientes. Los negocios requieren ahora cambios dramáticos. Hasta parece un oxímoron: ¿cambio permanente?

¿Qué hacer para no perder en esta carrera? ¿Cómo asegurar que las decisiones avezadas que debemos tomar no nos hagan perder lo ganado de un solo plumazo? ¿Cómo tener la certeza de que el negocio seguirá siendo rentable luego de los cambios?

Normalmente solemos apuntar los esfuerzos de innovación hacia nuevos productos, mejor servicio, tecnologías que reducen costos o estrategias de comunicación más agresivas. Todo eso está muy bien, en la medida en que todas estas innovaciones impulsen la rentabilidad de la empresa.

Y aquí es donde les propongo una estrategia de innovación inusual. Inusual porque lo novedoso de esta propuesta es que volvamos a los principios básicos de la gestión financiera de los negocios: asegurar que todas las decisiones que se tomen en la empresa creen más rentabilidad para sus dueños. Esta es la esencia misma de las finanzas y que, por los apuros del día a día o la ilusión de un falso ahorro, muchas empresas han ido perdiendo.

Necesitamos cambios rápidos para seguir en el mercado. Pero estos cambios solo sirven si el negocio va a aumentar sus ganancias. Devolvámosle al gerente financiero las funciones que realmente le competen. No le quitemos tiempo revisando información del pasado, validando informes contables o encargándose de que las oficinas estén limpias y los fluorescentes completos.

Asegurémonos de que el gerente financiero cuente con un flujo de caja que permita ver siempre los próximos doce meses. Con indicadores de eficiencia que permitan reaccionar rápidamente ante desviaciones no previstas y que no sean más de seis. Con herramientas para asegurar la mejor combinación de deuda y capital propio para el negocio. Y, sobre todo, asegurémonos de que toda estrategia nueva pase por el filtro de la rentabilidad. Innovemos para atrás: volvamos a las finanzas básicas y busquemos sin descanso la rentabilidad.

Referencia: http://elcomercio.pe/impresa/notas/innovando-atras-gestion-financiera/20110221/716697